DON DEL PADRE

San Marcos 16,9-15. 

Jesús, que había resucitado a la mañana del primer día de la semana, se apareció primero a María Magdalena, aquella de quien había echado siete demonios. 

Ella fue a contarlo a los que siempre lo habían acompañado, que estaban afligidos y lloraban. 

Cuando la oyeron decir que Jesús estaba vivo y que lo había visto, no le creyeron. 

Después, se mostró con otro aspecto a dos de ellos, que iban caminando hacia un poblado. 

 

Y ellos fueron a anunciarlo a los demás, pero tampoco les creyeron. 

En seguida, se apareció a los Once, mientras estaban comiendo, y les reprochó su incredulidad y su obstinación porque no habían creído a quienes lo habían visto resucitado. 

Entonces les dijo: "Vayan por todo el mundo, anuncien la Buena Noticia a toda la creación." 

El evangelio de Marcos concluye con un resumen de los relatos de aparición que figuran en los otros evangelios. La aparición a María Magdalena, a los discípulos de Emaus y a los Once, a quienes les reprocha su incredulidad por no creer a las mujeres. 

Sólo la presencia directa del Resucitado los liberará de su dureza de corazón y los transformará en verdaderos CREYENTES. 

Al subrayar el evangelista la incredulidad de los discípulos quiere poner de relieve que la Resurrección no es fruto  de una imaginación ingenua o de alguna sugestión colectiva de los seguidores del Nazareno sino DON DEL PADRE en favor de su Hijo obediente hasta la muerte para la salvación de toda la humanidad. 

Llevamos toda la semana cantando: !Cristo ha resucitado! Pero que nadie se llame a engaño, nuestro testimonio no es la simple afirmación de un hecho del pasado, históricamente verificable, sino damos testimonio de que hoy, para nosotros  y para todo hombre, Jesús vive resucitado en el corazón de todo hombre. Cristo resucitado ha dilatado las fronteras de su persona, limitada en el espacio y tiempo, llenando de vida, con su resurrección, cada rincón de este mundo maltrecho. 

Damos testimonio de que todo está bajo el movimiento del Espíritu Santo, que merece la pena intentarlo todo, ya que en todo es Él quien continúa viviendo y creciendo. 

Jesús resucitado ENVÍA a sus discípulos y cada uno de nosotros a convertirse en pregoneros contagioso de esta inmensa alegría a toda criatura: !Cristo ha resucitado! Donde está tu paz, tu alegría y tu valentía para pregonar esta buena nueva?

!Paz y Bien!

Evangelio y Reflexión del día.
Por Fray Manuel Díaz Buiza

Del Ministro general: Una Actualización …

18-09-2019

...

Continuar Leyendo

VII Congreso Internacional Franciscanos …

16-09-2019

...

Continuar Leyendo

Los Franciscanos del Sur de Asia Conmemo …

12-09-2019

...

Continuar Leyendo

Comunicado del Definitorio general por e …

10-09-2019

...

Continuar Leyendo

Congreso de Formadores de las Conferenci …

10-09-2019

...

Continuar Leyendo

Encuentro Continental JPIC – Europa

09-09-2019

...

Continuar Leyendo

Este sitio web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de ellas. Puedes cambiar la configuración de 'cookies' en cualquier momento. Política de privacidad. politica de cookies.

  
ACEPTAR